if you want to remove an article from website contact us from top.

    tipo de operaciones dentro de la interpretación que involucran diferentes planos intelectivos del proceso de lectura de cualquier texto.

    Santiago

    Chicos, ¿alguien sabe la respuesta?

    obtenga tipo de operaciones dentro de la interpretación que involucran diferentes planos intelectivos del proceso de lectura de cualquier texto. de este sitio.

    Lectura: Actores, Operaciones y factores

    Lectura: Actores, Operaciones y factores

    Fernando Vásquez RodríguezFabio Jurado Valencia

    Leer es imaginar, reflexionar y comprender, interpretar y recrear; leer es establecer relaciones, es comparar, es producir significado. Leer no es asentir, no es simple traducción de fonemas ni mera descodificación de signos gráficos a una velocidad vertiginosa[1]. Leer es aceptar la interlocución con un texto. La lectura es una pasión, una aventura, un riesgo.

    La lectura es un proceso dinámico y flexible, en el cual el pensamiento y el lenguaje están involucrados en una permanente, cuando el lector intenta construir significado a partir de un texto escrito. Sin producción de significado no hay lectura. En este sentido, la lectura es considerada un acto productivo, porque leer es generar significado. El lector convierte en ideas, en pensamientos, en proposiciones, los signos gráficos que se encuentra en el texto escrito. La lectura, por lo tanto, es un proceso muy activo: todo texto, para ser interpretado, exige una participación dinámica del lector; toda lectura necesariamente es interpretación y lo que un lector es capaz de comprender y de aprender por medio de la lectura depende en gran medida de lo que ese lector conoce y cree antes de leer el texto.

    Leer es una actividad mental compleja que involucra diversos , todos ellos relacionados entre sí. Estos tres elementos son determinantes en el momento de definir estrategias que tengan como finalidad desarrollar una mayor competencia lectora. A continuación, presentaremos algunos aspectos relacionados con cada uno de estos elementos.

    Los actores: En el proceso lector identificamos tres actores: el autor, el texto y el lector.El autor: es quien produce, por medio del lenguaje, un texto portador de significado y con una determinada intención comunicativa. Tiene existencia, al igual que el lector, como sujeto social y como sujeto textual. Para nosotros, esta segunda dimensión es la que tiene mayor pertinencia en el proceso lector.El texto: es la unidad fundamental de la comunicación verbal humana. Como la noción de texto tiene variadas acepciones[3], es conveniente precisar aún más a qué nos vamos a referir cuando hablemos de

    El texto es, pues, un enunciado o un conjunto de enunciados organizado de manera coherente, dotado de significación y producido con una intención específica en una determinada situación comunicativa.

    Los textos escritos tienen una estructura sintáctica, una estructura semántica y unos recursos cohesivos, que les proporcionan su unidad. En estos términos, el texto puede ser una oración, un conjunto de oraciones o una secuencia de párrafos que cumple una función de interacción y comunicación.

    Y el lector: es quien construye significado a partir del texto en ausencia del autor. Es un actor crucial en el proceso puesto que es él quien reconstruye el sentido. Para nosotros, los esquemas[4] y la labor de este actor tienen una enorme importancia; tanta como su actitud y su disposición frente al texto. Como sujeto cargado libidinalmente, el lector establece una relación con el texto.

    Una pedagogía de la motivación para la lectura incurriría en un error imperdonable si olvidara este detalle.

    Estos actores guardan una estrecha relación con las funciones del lenguaje y con la comunicación. Sobre esta relación volveremos más adelante.

    Podemos inferir, entonces, que algunos factores de la comprensión lectora se derivan del autor, otros del texto y otros del lector.

    Sin embargo, las investigaciones realizadas en las dos últimas décadas sobre la comprensión e interpretación de los textos escritos, dan cuenta de dos orientaciones principales: las que se sitúan desde la perspectiva del lector y sus esquemas de conocimiento previo y las que se sitúan desde la perspectiva del texto y su organización estructural.

    Una vez ha sido generado, el texto escrito pasa a tener una existencia independiente a la de su autor como sujeto social. Pero no puede tener una existencia independiente de sus lectores. Pues como objeto verbal, el texto sólo en la relación dialógica que establece con un lector[5]. No se concibe como una estructura autosuficiente que se basta a sí misma y que engloba en su seno todo el sentido, como lo creyeron Jakobson y Lévi-Strauss, sino un escenario que exige la cooperación interpretativa del lector para la construcción del significado. Umberto Eco (1980) nos habla del del lector: .

    Así pues, el significado no reside como algo ya hecho y definitivo en el texto, y por supuesto que tampoco en el lector, sino que durante la relación dialógica entre texto y lector.

    Si todo texto es un tejido, como lo afirma Barthes (1984:81), es el lector, con sus lecturas y relecturas, quien se encarga de ese tejido. Si todo texto es una polifonía o, mejor aún, una sinfonía, entonces sus diversas voces sólo existen porque son atentamente escuchadas por el oído de un solícito lector.

    De modo que la pregunta, tantas veces repetida, ¿? implicaría, por lo menos, aceptar cuatro premisas. La primera: el autor mantiene un dominio absoluto sobre el texto, tanto en el proceso de su construcción como en el de su comprensión e interpretación.

    La segunda: el texto no tiene una existencia independiente a la de su autor, y, por consiguiente, cada vez que se vaya a leer un texto será preciso convocar a su autor. De hecho, esto genera cierto en el lector.

    fuente : soda.ustadistancia.edu.co

    1.1

    Este sitio pretende ofrecer recursos para el profesorado que tiene la gran responsabilidad de enseñar a a los niños y niñas a leer y escribir. Algunos serán documentos completos disponibles en internet. En otros casos se tratará de referencias bibliográficas. En la medida de lo posible, se enriquecerá con las experiencias de las maestras y maestros, así como con las producciones de los aprendices. Por último, sería deseable contar también con la expereiencia de las familias, que pueden aportar cómo han vivido el proceso de aprendizaje de la lengua escrita de sus hijos e hijas, en la esperanza de que haya sido radicalmente diferente a aquel viejo dicho popular: "la letra con sangre entra".

    Aprender a leer y escribir

    0- Introducción 1- Leer y escribir

    1.1-Lectura = interpretación de textos

    1.2-Escritura = producción de textos

    2- Cómo se aprende

    2.1- Psicogénesis del sistema de escritura

    2.2- Experiencias con la lengua escrita

    2.3- Incorporar al aula textos de uso social

    2.4- Aprendizaje a través de la interacción

    2.5- Atención a la diversidad

    2.6-Leer y escribir en L2

    3-Cómo se enseña

    3.1- La cuestión de los métodos

    3.2- El problema de los pre-requisitos.

    3.3- Planificación de situaciones de enseñana y aprendizaje

    3.4-La lengua escrita en los proyectos

    3.5-La reflexión sobre la lengua

    3.6- Evaluación de los aprendizajes. Error y corrección

    3.7- Con las familias

    4- Recursos y Propuestas didácticas

    4.1- Interpretación de textos

    4.2- Producción de textos

    4.3- Educación infantil

    4.4- Educación primaria. 1º ciclo

    4.5- Actividades de aprendizaje de la lengua escrita en interacción

    4.5- Educación primaria. 2º y 3º ciclo

    4.7-Abecedarios, tipografía, ficheros...

    4.8- Textos para el aula

    5- La lengua escrita en el curriculum

    5.1- Un poco de historia

    5.2- Competencia en comunicación lingüística

    5.3- La lengua escrita en educación infantil

    5.4.- La lengua escrita en educación primaria

    6-Experiencias

    6.1- Experiencias docentes

    6.2- Las familias opinan

    6.3- Los niños y las niñas escriben

    7- Para profundizar 7.1- Libros

    7.2- Capítulos de libros

    7.3- Artículos y monográficos de revistas

    7.4- Ponencias, congresos y jornadas

    7.5- Otros documentos

    7.6- Páginas web. Blogs

    7.7- Vídeos 7.8- Entrevistas

    7.9-Tesis doctorales

    8- Palabras maestras

    9- Personas que me han enseñado

    prueba Mapa del sitio

    1- Leer y escribir‎ > ‎

    1.1-Lectura = interpretación de textos

    [obtener una información pertinente para]

    .

    Teresa Colomer, Ana Camps, Enseñar a leer, enseñar a comprender, pág. 33 Celeste ediciones. MEC1990

    Alejandra Pellicer y sofía Vernon: Entre el texto y el lector: la creación de mundos posibles. Rev. Lectura y vida. Año 14, nº 2, 1993

    Ana María Kaufman: Leer es comprender  AMEI , Asociación mundial de educadores infantiles: Portal audiovisual de Lectoescritura (1´7´´)

    Comments

    fuente : sites.google.com

    Aportes de la lectura crítica y su necesaria influencia en el sistema educativo colombiano

    El artículo se enfocó en reflexionar respecto al aporte de la lectura crítica y su necesaria influencia en el sistema educativo colombiano. Su relevancia ra...

    Leer representa un acto complejo, de carácter organizado, sistematizado y para el hombre es de vital importancia porque es el vehículo por medio del cual tendrá a su alcance información. Por muchos años la pedagogía tradicional ha promovido una concepción de la lectura concebida como una actividad pasiva, de tipo repetitivo en cuanto a la reproducción de sonidos de letras o grafemas, cuyo objetivo es la decodificación simple contenido en un texto escrito. En relación a lo expuesto Cinetto (2005):

    Se le ha dado prioridad a una concepción donde estamos creando sujetos mecánicos que realizaran tareas por hacer y la lectura no debe ser considerada de esa manera, hay que tomar consciencia y cambiar esa concepción ya que la lectura no es la simple reproducción de sonidos va más allá. Es “una destreza que permite al lector, enfrentarse con un texto, comprender su sentido completo y reaccionar frente al mismo.” Definitivamente “el propósito fundamental de la lectura es dar a los estudiantes, las herramientas necesarias para percibir comprensiblemente el mundo mediato e inmediato integrándolo a su conocimiento y saber. (p. 15)

    Existen diferentes tipos de lectura dependiendo de la corriente pedagogía a la que cada sistema educativo se incline, en el contexto colombiano se está asumiendo la propuesta de Pedagogía Conceptual, que modela una forma de enseñar y aprehender innovadora en la que se pone de manifiesto una metodología activa y en la que el estudiante es el potencializador de la misma con ayuda del maestro, activa a su vez, la lectura crítica, al ilustrar niveles de lectura elevadas en la que los estudiantes ponen en juego todas las destrezas, habilidades que han ido aprendiendo.

    Los aportes científicos sobre la lingüística han variado considerablemente en las últimas décadas. Se han ido desarrollando nuevas teorías, modelos y métodos que configuran nuevas visualizaciones y acciones de importancia. El artículo se fundamenta sobre los aportes que otorga la lectura crítica y en reflexionar acerca de ciertas necesidades y debilidades que el sistema educativo colombiano acusa sobre esta, debido a la poca consciencia que se ha tenido sobre la promoción de la lectura crítica como recurso o medio de activación de los distintos saberes pedagógicos, lo cual no es más que la consecuencia que detalla la falta de identificación de urgencias en función a este tema. En función a lo señalado, Galaburri (2008) indica:

    El desafío es, en suma, combatir la discriminación que la escuela opera actualmente no sólo cuando genera el fracaso explícito de aquéllos que no logra alfabetizar, sino también cuando impide a los otros, a los que aparentemente no fracasan llegar a ser lectores y productores de textos competentes, cuando deja de promover la apropiación de la lectura y la escritura como herramientas esenciales de progreso cognoscitivo y de disfrute personal (p. 63)

    Al reflexionar sobre lo expuesto, la situación de enseñanza y aprendizaje en Colombia se estima, obedece a como es sabido a prácticas habituales de lectura sin trabajar un enfoque realmente discursivo, amplio. Esto, se debe tal vez, al enfoque lingüístico restringido, tradicional, de nivel comunicativo, sin claras intenciones que fortifiquen acciones renovadas fundadas en la transformación efectiva de nuevos cursos de acción desde la lectura crítica.

    En la actualidad, cobra preeminencia un tipo de educación que puntualice un trabajo pedagógico adecuado, que permita vigorizar y mejorar el área de lenguaje. De modo que sirva como incentivo para elevar la calidad educativa desde la responsabilidad de los actores educativos, docentes y estudiantes. El proceso de enseñanza y aprendizaje, en el sistema educativo colombiano, debe trabajar en función de fortalecer el desarrollo de competencias en los estudiantes fundamentándose en la suma de experiencias significativas, enmarcadas con intencionalidades pedagógicas claras, que consoliden una educación prodigiosa y admirable, y contribuya a aprendizajes encaminados desde una perspectiva equilibrada y funcional.

    Es importante mencionar que, en el sistema educativo colombiano, se está enfatizando en satisfacer ciertas necesidades que giran en función sobre todo de la lectura crítica. Nuevos estudios centran su interés al concebirla como objeto de investigación innegable ante los resultados de pruebas Saber 11 y pruebas internacionales de años anteriores, donde se observan debilidades, y donde quedan en clara evidencia al momento de ingresar a la educación superior.

    En este sentido, nuevas directrices académicas enfocan la necesaria influencia de la lectura crítica en el sistema educativo colombiano, al considerar lo expuesto por Revista Semana (2016) en su artículo pruebas saber 11 Colombia. A través de esta, se reseña que los estudiantes comienzan a superar en pocos puntos el promedio global de los años 2015, al avanzar en el año 2016 en lectura crítica, por ejemplo, para el 2015, la puntuación promedio fue de 49,7 y para 2016 registró una puntuación de 52,6.

    Parafraseando este artículo, se menciona que la lectura crítica había tenido la peor calificación para el año 2015 y no salió librada en exámenes internacionales. Se acota también en la precitada fuente, lo expuesto por Julián de Zubiría, director del Instituto Alberto Merani y consultor de Naciones Unidas en educación para Colombia: “En Colombia leemos poco y lo hacemos muy mal. Mucho peor de lo que la gente supone”. (p. s/n). Desde este foco, parte del problema radica en la falta de una cultura lectora, a esto se suma la escasa lectura crítica que no se promueve desde un estado pedagógico consciente de su necesidad. Y esto se puede detallar a través de la precitada fuente, cuando señala que:

    fuente : portal.amelica.org

    ¿Quieres ver la respuesta o más?
    Santiago 9 day ago
    4

    Chicos, ¿alguien sabe la respuesta?

    haga clic para responder